El Coordinador Estatal de Protección Civil, José Antonio Ramírez Hernández, informó que luego de la explosión de un ducto PEMEX de Gas LP en la comunidad de Santa Elena municipio de Santa Apolonia Teacalco, las 13 familias que fueron desalojadas retornaron a sus a sus domicilios,  una vez que la emergencia  fue resuelta.

 

En este sentido seguro que no se reportó el robo a  domicilios que fueron deshabitados cuatro días en lo que se terminó con la reparación del ducto, además de que la problemática ya fue controlada en su totalidad.

 

Detalló que este jueves quedó subsanado el tema, se apoyó y se hizo acompañamiento a las familias para que regresaran a sus hogares; sin embargo confirmó que una casa resultó dañada,  por lo que personal de PEMEX asumió la responsabilidad para subsanar las afectaciones.

 

El funcionario estatal reveló que un lesionado que dejó la explosión fue trasladado a la Ciudad de México para recibir atención especializada, por la seriedad de las  quemaduras.

 

Reiteró que aún no termina la investigación, pero se sabe que se trató de una toma clandestina, pero serán  las autoridades competentes quienes darán la información precisa.

 

Ramírez Hernández agregó que el albergue que fue acondicionado en Nativitas no fue necesario que se utilizara, sin embargo, se entregaron algunas despensas, cobijas y colchonetas a los habitantes que se vieron afectados.